OBISPOS DEL SÍNODO SEÑALAN QUE HAY QUE SER "COMPRENSIVOS" CON LOS DIVORCIADOS



Desde ayer martes 7 de octubre, 253 obispos se han reunido en el Vaticano para participar en el Sínodo extraordinario sobre la familia, con el fin de dar precisiones sobre la posición de la Iglesia en cuanto a distintos temas que afligen a la familia como son las parejas divorciadas, las convivencias y la situación de los hijos fuera del matrimonio.

La prensa del Vaticano divulgó un documento en el que se dio un resumen de las intervenciones del primer día del sínodo. En cuanto a los divorciados católicos que se vuelven a casar, se dijo que el tema se tratará "con la prudencia que requieren las grandes causas, pero con la objetividad de la verdad y con la misericordia por la persona y su sufrimiento".

Se recordó también que "muchos fieles se encuentran en esta situación no por su culpa". 

Por otra parte, el arzobispo de Glasgow (ReinoUnido), Philip Tartaglia, pidió a los obispos que no "fallen" a quienes fracasan en su matrimonio y se quieren acercar a la Iglesia Católica. Para Tartaglia, la Iglesia tiene que tener "compasión por el dolor y por la laceración de los corazones humanos atrapados en la separación, la traición y el divorcio". "En momentos de angustia y de desgracia, la gente regresa instintivamente a la Iglesia para recibir esperanza, consuelo e inspiración. No debemos fallarles", indicó. 

No hay comentarios:

Etiquetas Vaticanas

¿Dudas, consultas? Busca aquí

EXPEDIENTE OCULTO #11 - MISTERIOS DE LA NAVIDAD